Nuevo libro “Entrenar para dirigir”.

Muy contento de la repercusión que está teniendo el libro “Entrenar para dirigir“, que hemos escrito dentro de la marca de nuestra firma MindCompanySport. Creo que es un libro fácil de leer y que ofrece ejemplos, altamente aplicables, a la realidad empresarial.

No es un libro más del deporte hacia la empresa y está muy bien ajustado a las demandas que los lectores procedentes de ella, gracias a la experiencia que ya tuvimos cuando escribimos “Entrenar para vender”. Ese ajuste se traduce en ejemplos de liderazgo mucho más precisos y transferibles al día a día.

Comunicación.

El libro empieza con una, ya que más tradicional habilidad blanda, la comunicación. De ella, destacamos la utilización del refuerzo positivo, evitar los discursos y potenciar las instrucciones claras, aprovechar los datos para avalar nuestras palabras y no perder de vista, comunicar un criterio coherente para todo el equipo.

Coordinación.

Toda la comunicación anterior, nos tiene que ayudar a mantener una adecuada interacción con los miembros del equipo. Para ello, delegar con éxito, saber responder ante el error, establecer rutinas de trabajo apropiadas, saber aportar al equipo el componente individual y conseguir una polivalencia controlada, se presentan como comportamientos de equipo definitivos para conseguir trabajar esta denominada por nuestra firma “heavy skill“.

Gestión del tiempo.

Y ambas habilidades, hay que realizarlas con una consciencia del tiempo que requieren. Conseguir que el momento de rendimiento sea comprometido por otras circunstancias, entender que el tiempo de trabajo no es oro sino poco, realizar reuniones de precisión y no de desgaste, así como generar interrupciones que aumenten el rendimiento.

Toma de decisiones.

Con todas las habilidades anteriores, lo que se persigue es poder tomar mejores decisiones. Es decir, se consciente de los recursos que tengo y cómo una decisión estratégica depende de ellos; decidir con indicadores para controlar el rendimiento de hoy, y el de mañana; calibrar las decisiones cuando tengo desestabilizado el factor humano por nuevas incorporaciones o bajas en el equipo; y ser riguroso en las decisiones, porque el equipo siempre sabe cuándo lo eres, y cuando no.

Gestión del estrés.

Como no, todas las anteriores habilidades no están solas. Están en un entorno dinámico, de cambio y con un fuerte nivel de estrés. Lo que hoy se denomina entorno VUCA y en deporte siempre se le ha llamado COMPETICIÓN. No abarcar más de lo que se puede con las decisiones tomadas, tener claro qué se consigue para seguir avanzando con las “pequeñas batallas” que vamos ganando, saber lidiar con dinámicas de resultados y situaciones negativas en las empresas, y mantener la motivación al alza en situaciones donde la resiliencia es determinante, son comportamientos claves para dominar la influencia del estrés.

Desde mi punto de vista, merece la pena dedicarle un agradable rato de lectura.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s